Masaje Relajante Energético

Integración Físico - Mental- Emocional - Energético

 

 Se trata de un masaje de integración entre lo físico, lo mental, lo emocional y lo energético.

 

  Aquí vamos a considerar el concepto oriental que contempla al cuerpo como un conjunto de energías sutiles (y que las nuevas ciencias occidentales como la física cuántica, nos ayudan a comprender estos conceptos), que se manifiestan a través de aspectos físicos, mentales, emocionales  y espirituales.

 

 Estas energías, fluyen  en el cuerpo por medio de meridianos (los que utiliza la acupuntura) y de chakras  o “ruedas”, que metabolizan la energía y que se corresponden con los distintos plexos nerviosos ubicados a lo largo de la columna vertebral.

 Cada uno de estos chackras, o centros sutiles, gobierna una zona del cuerpo, y se relaciona con una glándula endocrina en particular.

 

  El estado de salud, tiene que ver con el libre flujo de esta energía , la enfermedad aparece cuando se bloquea la circulación energética.

 

  Los bloqueos se pueden producir por muchas razones, desde una mala alimentación, el consumo de drogas u otras sustancias tóxicas, el trauma de algún accidente, toxinas emocionales (estados de desánimo, tristeza, angustia, miedo, rabia, culpa, etc.)

 

  El masaje localiza los bloqueos energéticos en los músculos, relajándolos y redireccionando la energía, activando el funcionamiento de los chakras.

 

  Se utilizan técnicas de amasado con las que se logra descargar la tensión de los músculos, movilizaciones de las articulaciones, presiones a los lados de la columna, todo lo que produce un desbloqueo energético. Se realizan estiramientos suaves  para liberar la energía estancada que limita la movilidad del cuerpo.  Se realizan fricciones lentas para estimular la circulación sanguínea, linfática y energética. Se combinan con movimientos que estimulan y tonifican zonas flácidas y faltas de energía. Al liberar la tensión de los músculos, es posible que se liberen emociones reprimidas, como llanto, recuerdos.

 

  Se utiliza un aceite base (almendras) con aceites esenciales que se preparan en función de las necesidades de la persona; asimismo, se utiliza música relajante e inciensos, para favorecer la relajación. 

  Este masaje se combina con el Reiki, lo que potencia su eficacia, logrando una relajación profunda y un equilibrio energético.

 


  Beneficios:

  • Ayuda a eliminar el estrés, la fatiga mental. 
  • Integra el cuerpo con el pensamiento, ya que la persona se torna consciente.
  • Relaja los músculos, brindando una sensación de ligereza.
  • Favorece la oxigenación de los tejidos y la eliminación de toxinas. 
  • Redistribuye la energía del cuerpo.
  • Aumenta la movilidad de las articulaciones.
  • Equilibra cuerpo, mente y espíritu.
  • Desbloquea emociones.


 

Comentarios: 0